Los secretos de una buena sopa

La sopa es un plato humilde que no acostumbramos a ver en determinados restaurantes. Es un plato de tradición que se suele destinar a los más pequeños de la casa y es una de las comidas estrella de la temporada de invierno. Pese a la simpleza de su elaboración, no todo el mundo es capaz de preparar una buena sopa. Hoy os contamos alguno de los secretos para lograr un resultado espectacular:

  • La clave de una buena sopa está en el caldo, en el fondo, en el sabor y el olor que nos desprende. Las opciones más habituales en la mayoría de hogares son el caldo de pollo y el de verduras. Una de los secretos a la hora de cocinar una sopa, es poner los ingredientes en agua fría y colocar a fuego lento. Primero se coloca la carne, ya sea pollo o ternera y luego se añadirán las principales verduras (apio, puerro, zanahoria y cebolla) para que no cueza demasiado tiempo y las hortalizas pierdan sus propiedades.
  • La cebolla es un ingrediente principal y es la base de cualquier buena sopa, enriquece la preparación y aporta sabor y textura.
  • A la hora de hacer un buen caldo, se utiliza normalmente además de la carne, los huesos o las espinas y a medida que va a ebullición es importante retirar la espuma que se genera arriba. El proceso es similar si fuera una sopa de pescado, pero el tiempo de cocinado varía. Para verduras y pescado, no más de 45 minutos y para las sopas de ave o vacuno, cerca de 1:30 horas. Hay incluso carnes que requieren más tiempo, así que ten paciencia y permite un perfecto cocinado.
  • Es importante calcular bien el tiempo y no excederse en el cocinado de ciertos ingredientes como las verduras. Éstas requieren mucha menos cocción que la carne, por lo que debes saber incorporarlas a tiempo. Además con el exceso de agua pierden sabor y nutrientes.
  • No añadas la sal antes de tiempo. Hay que incorporarla al final cuando el resto de ingredientes ya haya dejado su sabor tras el proceso de ebullición. También puedes optar por todo tipo de hierbas aromáticas, sin excederse, y que resaltarán el sabor de los ingredientes. Las más utilizadas son el laurel, tomillo, romero, perejil o cilantro, entre otros.
  • Cuando se han cocinado todos los ingredientes, es clave retirar todo el exceso de grasa y colar el caldo para disfrutar de su textura perfecto. A partir de ahí, puedes completar tu sopa al gusto con una gran variedad de ingredientes.
  • Hay quienes prefieren consumir la sopa como primer plato y otros que prefieran convertirla en un plato principal. El caldo admite un gran variedad de opciones y puedes incorporar todo tipo de pasta, pan, croutons, huevo…
  • Si incorporas ingredientes como la calabaza, zanahoria o patatas puedes conseguir una sopa de textura más espesa y con más cuerpo.

Estas son solo algunas de las claves que hay que tener en cuenta a la hora de cocinar una buena sopa. Y tú, ¿cómo la cocinas?. Incorpora la sopa a tu dieta habitual y apuesta por combinar todo tipo de ingredientes para conseguir recetas originales, novedosas y llenas de sabor.

Los secretos de una buena sopa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>